Compartir

Mario CASTELLANOS ALCAZAR

 ARENA POLITICA

El secretario general de la Confederación Regional Obrera Mexicana (CROM) y representante del Consejo Consultivo del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) en Oaxaca, Roberto García Rivera, hizo mención de los  graves problemas  y rezagos de dicha institución, no solo en esta entidad, sino a nivel nacional: burocratismo, escases de medicamentos, corrupción, deudas, pésimo servicio, falta de transporte y más irregularidades.    

Los derechohabientes no hablan bien de los servicios del IMSS, que como institución es de alto rango humanitario. Los que fallan son los gobiernos y funcionarios que hacen mal uso de los recursos, en este caso la delegada en Oaxaca, Concepción Rueda Gómez, está en una laguna de problemas y serias deficiencias, burocratismo, corrupción, pasivos e irregularidades, que no tienen salida según la denuncia generalizada.

En Oaxaca, los beneficiarios se quejan que el IMSS es un desastre y todo redunda en los servicios de mala calidad a los derechohabientes, que no encuentran alivio de sus padecimientos por la falta de personal médico, paramédico y asimismo carencia de medicamentos, material de curación e infraestructura hospitalaria, por lo que todo es desilusión ante la falta de operatividad de los delegados en la entidad oaxaqueña y a nivel nacional, que no saben qué hacer, vamos, desconocen el andamiaje, los trámites y funciones administrativas en relación a los servicios que la institución presta a los pacientes .

Impera el despido de personal eventual y de contrato como consecuencia del programa de austeridad republicana puesto en marcha por el presidente Andrés Manuel López Obrador, de ahí que existe un clima de crispación que repercute en el mal servicio del IMSS, una institución que está siendo trastocada en su vocación del servicio humanitario.

También existe burocratismo, corrupción e influyentismo. Se trata de romper con el sistema normatividad de la institución que se mantiene con las cuotas de los trabajadores, patrones y empresarios. El gobierno quiere romper con la figura tripartita del Consejo Técnico y Consultivo integrado por trabajadores, patrones  y la parte oficial con la finalidad de tener todo el control de los recursos sin tomar en cuenta el mejoramiento de los servicios que presta la institución  y tal parece que la situación empeora y la vida de los derechohabientes no vale nada ante la escases de medicamentos y mala atención, por lo que tienen que esperarse hasta que haya medicinas con una tardanza de uno o dos meses, si para entonces la situación se agrava.

Hay muchas deficiencias y poca responsabilidad de los delegados y funcionarios del IMSS de tal manera que todo sigue igual, que en el régimen neoliberal y por si fuera poco se trata de centralizar los servicios y por supuesto el control de los recursos, dejando en segundo término o en el olvido a la población derechohabiente, sin embargo el Consejo Consultivo sigue defendiendo los intereses de los pacientes, cuyas denuncias no se hacen esperar en las reuniones que los consejeros realizan periódicamente para tratar los asuntos y demandas de los beneficiarios.

Como es posible, dijo García Rivera, que el gobierno, vía delegación del IMSS, tienen en vilo a miles de pacientes que requieren  con urgencia del servicio del transporte para que se trasladen de sus regiones  a los hospitales; no hay licitaciones de este servicio, pero eso sí obligan a los enfermos a que paguen de su bolsa sus pasajes para recibir atención médica en la ciudad de puebla y otros nosocomios de mayor nivel argumentándoles que cuando el IMSS tenga dinero se les devolverá los gastos que hicieron, y claro, que esto es injusto porque muchos derechohabientes no tienen recursos económicos disponibles.

Las encuestas advierten, que la Delegada del IMSS en Oaxaca, Concepción Rueda Gómez, de extracción panista, senadora suplente de Susana Harp, se dedica más a la política que a los servicios del IMSS. Ha llegado a los despidos injustificados del personal, por lo que no hay certidumbre laboral, no obstante trata de violentar los derechos y  cláusulas del trabajo, involucrada en consignas de la superioridad  para imponer a la dirigente de las trabajadoras domésticas; por ello, los representantes de la centrales obreras: CROM, CROC y CTM abandonaron el evento del  Programa Piloto Para Empleadas Domésticas como derechohabientes del IMSS, pues con esta acción de corrupción se trata de romper con la normatividad de la institución que ser rige por consejeros.

Todo es corrupción y más corrupción, basta mencionar que la renuncia del Director General del IMSS, Germán Martínez Cazares es por eso, por la corrupción y la injerencia de la Secretaría de Hacienda y Crédito Público  en el control de los gastos del IMSS, que desfavorece a trabajadores y pacientes, todo es de esencia neoliberal: Ahorro y más ahorro, recortes de personal y un rediseño institucional donde importa más el cargo que el encargo, por lo que el renunciante dijo: “no seré florero del IMSS de decisiones tomadas fuera de la institución de salud”.

carloscastellanos52@hotmail.com          

Comentarios

comments